Quien era John Jay? Carrera temprana, Tratado de Jay e historia de vida

0
Advertisement

Quien es John Jay? Información sobre la biografía de John Jay, historia de vida, carrera y obras.

John Jay; (1745-1829), patriota estadounidense, diplomático y jefe de justicia. Partidario de la causa revolucionaria, sirvió en el primer gobierno federal bajo los Artículos de la Confederación y luego se convirtió en el primer presidente de los Estados Unidos (1789-1795). Como diplomático, participó en las conversaciones de paz que pusieron fin a la Revolución Americana, y en 1794 negoció un controvertido tratado de amistad y comercio con Gran Bretaña. La impopularidad de ese pacto excluyó cualquier posibilidad de que pudiera haber tenido que convertirse en presidente de los Estados Unidos, y su último cargo público fue como gobernador de su estado natal de Nueva York. Creyente firme en un gobierno central fuerte, Jay defendió ardientemente la nueva Constitución de los Estados Unidos y, como presidente del tribunal, trató de extender los poderes federales.

Quien era John Jay? Carrera temprana, Tratado de Jay e historia de vida

Carrera temprana:

Descendiente de los primeros colonos hugonotes y patricios holandeses de Nueva York, Jay nació en la ciudad de Nueva York el 12 de diciembre de 1745. Se graduó de King’s College (luego Columbia) en 1764, estudió derecho y fue admitido en el colegio de abogados en 1768 El 28 de abril de 1774, se casó con Sarah Van Brugh Livingston, la hija menor de William Livingston, el gobernador revolucionario de Nueva Jersey.

La primera responsabilidad de Jay en su carrera de empleo público fue como secretario de la Comisión Mixta Real nombrada en 1773 para resolver el límite en disputa entre Nueva Jersey y Nueva York. El éxito de esta comisión puede haber sido su precedente para las comisiones arbitrales mixtas creadas en su famoso tratado de 1794.

Advertisement

Oficinas revolucionarias:

Las disputas públicas que precedieron a la Revolución Americana pronto pusieron fin a la práctica de derecho privado de Jay y lo desviaron al servicio público. Como miembro del comité de correspondencia de Nueva York y del Congreso Continental, se opuso a la independencia como una invitación al caos y al gobierno de la mafia. Estuvo ausente del Congreso Continental el día en que ocurrió la votación para la independencia, pero una vez que se dio el paso fatídico, se adhirió patriótica e inquebrantablemente. Como presidente de un comité en el Congreso Provincial de Nueva York, redactó de inmediato las resoluciones que confirmaban la independencia (9 de julio de 1776). También tuvo un papel destacado en la convención estatal que redactó la constitución de Nueva York y sirvió durante unos meses como primer presidente de justicia de su estado. El 10 de diciembre de 1778, fue elegido presidente del Congreso Continental.

Diplomacia:

En 1779, el Congreso envió a Jay, como miembro de alto rango, a España como ministro plenipotenciario, buscando el reconocimiento de los Estados Unidos, la ayuda financiera y la alianza militar en la guerra contra Gran Bretaña. España se negó a reconocer la independencia de los Estados Unidos, pero entró en la guerra como un aliado de Francia. Jay permaneció en España hasta la primavera de 1782, cuando se unió a Benjamin Franklin en París como miembro de la comisión estadounidense para negociar la paz con Gran Bretaña.

Quien era John Jay? Carrera temprana, Tratado de Jay e historia de vida

En estas negociaciones, Jay jugó un papel importante, si no el principal. Insistió en que el comisionado británico esté facultado para tratar con los plenipotenciarios de los Estados Unidos en lugar de con los de las «colonias» individuales. Sospechoso de las misiones secretas francesas a Londres, instó en privado al gobierno británico a llegar a una paz rápida con los Estados Unidos e influyó en sus colegas comisionados para firmar artículos preliminares de paz con Gran Bretaña sin la aprobación previa del gobierno francés. Debido a que estos acuerdos eran condicionales, no violaron la alianza francoamericana, aunque Jay había actuado en contra de las instrucciones de su país.

Advertisement

Secretario de Asuntos Exteriores y Presidente de Justicia. Después de la firma de los tratados de paz finales, Jay rechazó los cargos ministeriales en Gran Bretaña y Francia. Anhelando la vida privada, regresó a Estados Unidos en 1784 solo para enterarse de que el Congreso lo había nombrado secretario de asuntos exteriores. En esta posición, llevó a cabo negociaciones con Gran Bretaña y España sobre el comercio y las disputas fronterizas, incluidas las tribus indias occidentales y (en el caso de España) la navegación del río Mississippi, pero ninguna llegó a ninguna conclusión.

Convencido de la debilidad del gobierno bajo los Artículos de la Confederación, Jay hizo campaña para la adopción de la nueva Constitución, contribuyendo a los documentos federalistas y presionando para su ratificación en la convención de Nueva York. Tras la organización del nuevo gobierno nacional, el presidente George Washington nombró a Jay presidente del tribunal.

El caso más importante resuelto durante el mandato de Jay en la Corte Suprema fue Chisholm v. Georgia (1793), que afirmó el derecho de un ciudadano de un estado a demandar a otro estado soberano. Sin embargo, este caso llevó a la rápida adopción de la 11a Enmienda a la Constitución, que tuvo el efecto de revertir la decisión.

Tratado de Jay:

Durante la crisis de guerra de 1794 con Gran Bretaña, el presidente Washington, siguiendo el consejo de Alexander Hamilton y otros líderes federalistas, envió al presidente del tribunal Jay a Inglaterra en una misión especial para alcanzar un acuerdo pacífico. Después de varios meses de negociaciones con el ministro de Asuntos Exteriores de Gran Bretaña, Lord Grenville, Jay firmó el acuerdo conocido como Tratado de Jay el 19 de noviembre de 1794. El Tratado de Jay podría llamarse también «Tratado de Hamilton», porque las cartas privadas de Hamilton a Jay fueron más influyente que las instrucciones oficiales de Jay del Secretario de Estado Edmund Randolph. Las concesiones a Gran Bretaña fueron el precio que los federalistas pagaron por la continuación de la neutralidad estadounidense en la guerra entre Francia y Gran Bretaña y por el apoyo al crédito financiero de Estados Unidos.

Advertisement

Gobernador de Nueva York:

A su regreso en 1795, Jay renunció como presidente del tribunal con el fin de servir como gobernador de Nueva York, a cuyo cargo había sido elegido durante su ausencia. Su integridad como gobernador se revela en su rechazo a la propuesta de Hamilton antes de las elecciones presidenciales de 1800 de que Jay convoque a una sesión especial de la legislatura federalista vencida para elegir electores para la presidencia antes de que la legislatura republicana recién elegida se reúna. La elección presidencial muy disputada, señaló Hamilton, dependería de los votos de Nueva York. Rechazando este truco político, Jay escribió en la carta de Hamilton instando a la estratagema: «Proponiendo una medida para fines del partido que creo que no sería mi decisión adoptar».

Quien era John Jay? Carrera temprana, Tratado de Jay e historia de vida

Después del triunfo republicano, Jay se retiró en 1801 a su casa de Bedford, Nueva York, donde murió el 17 de mayo de 1829. Los dos hijos de Jay, Peter Augustus Jay y William Jay, habían distinguido carreras políticas y cívicas y llevaron a la familia Jay a generaciones continuas. .

Advertisement

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.